©2019 por Asian Madness. Creado con Wix.com

  • Jay Fer

Monstrum

¡Buenas tardes amantes de lo asiático!


Hoy recupero una reseña de mi antiguo blog sobre una película del año pasado, proyectada durante el Festival de cine de Sitges, donde pudimos degustar una nueva película de monstruos proveniente de Corea del Sur, que recordemos que ya sentó cátedra en esto de las monster movies al estrenar The Host hace ya muchos años. A esa The Host le siguieron otras películas de la misma índole como Chaw o Sector 7, ambas de gran entretenimiento pero no muy sólidas. Esta vez, gracias a Monstrum, volvemos al mejor cine de monstruos desde la anteriormente mencionada, con mejores efectos que en aquel entonces y un reparto que nada tiene que envidiar.


En esta ocasión, viajaremos al pasado, hasta el vigésimo segundo año de la era del rey Jung Jong (siglo XVI) donde, como siempre, muchos se disputan el poder entre traiciones y mentiras. Y será en medio de esta problemática cuando una epidemia se extienda a través de las calles del país, poniendo en jaque a todos. Debido a dicha infección, comenzará una investigación en la que muchos sospecharán que su origen tiene que ver con algo más grande, algo que los supera. ¿Cuáles son los secretos que se encuentran tras dicha enfermedad?



Sinopsis: En el vigésimo segundo año de Jung Jong (en el siglo XVI de la actual Corea), el pueblo está aterrorizado por los rumores que afirman haber visto una criatura monstruosa devorando humanos en el monte Inwangsang. Esto lleva al emperador Jung Jong a enviar al mejor hombre de su ejército a encontrar a esta bestia mítica y acabar con ella de una vez por todas. A partir de un extraño suceso documentado en los anales de la dinastía Joseon, Monstrum se erige como una feroz monster movie histórica que nos hará vibrar con sus batallas épicas. Esta película es puro entretenimiento, con un gran acabado que nos dejará totalmente satisfechos.

Monstrum es una película que no intenta profundizar mucho en su trama ni necesita hacerlo. Aquí no encontraréis giros de guión o personajes complejos, simplemente veréis un montón de batallas, acción y efectos especiales por un tubo. Pero, no os alarméis, pues eso no es nada malo, ya que una buena película de monstruos solo requiere de estas cosas para cumplir su función. Una de las cosas buenas de esta película, es que a parte de que el monstruo está muy bien recreado, también tenemos un reparto de lo más digno, con un Kim Myeong-Min (VIP, Pandora) como siempre pletórico y una Lee Hyeri que pocos esperábamos en una producción así (aunque lo hace de fábula). Recordemos que Hyeri es una cantante de k-pop famosísima en su país por su música con su grupo Girl's Day y por participar en los típicos dramas (series) coreanos de televisión. Actualmente dedicada totalmente a la interpretación.



Hoy no me puedo centrar más que en tema del monstruo y los efectos, ya que por lo demás poco hay que destacar, así que os voy a hablar un poco de lo visto en esta película al respecto. Antes de nada, hay que reconocer que como siempre hay un trabajo muy bien hecho a la hora de recrear la época clásica coreana del rey Jung Jong (posterior a la era Joseon que tuvo su fundación en 1392). El vestuario y las localizaciones brillan por sí mismas y no necesitan de nada más para meternos de lleno en la acción de esos años. La Corea clásica siempre es muy agradable de ver y muy interesante por todos sus entresijos en palacio, y sobretodo para conocer como vivían en aquella época. Pero, más allá de la ambientación, hay que decir que el diseño del monstruo es perfecto. El monstruo no es exagerado en dimensiones ni tampoco rebuscado en su físico. No vuela ni tiene poderes especiales, simplemente es una mutación a lo The host que cumple su función causando el pánico allí por donde pasa con su extrema fuerza.

Una de las cosas que más se agradecen es el hecho de que no hayan incluido muchos momentos cómicos en la película, ya que normalmente en este tipo de producciones los coreanos tiran mucho del humor fácil y a veces molesta. Pero, a lo que íbamos, ¿cómo son los efectos especiales? Pues hay que decir que cumplen, aunque siendo estrictos y algo cascarrabias, en algunos momentos se nota demasiado el digital. En algunos planos donde solo sale el monstruo, nos podremos dar cuenta como algo queda demasiado raro en su movimiento, perdiendo algo de naturalidad. Pero, si no somos muy duros con ella, la película nos regala buenos momentos que mezclan muy bien batallas entre soldados y con el monstruo de manera ágil y simple. Monstrum es una película que solo pretende entretener, y eso se le da muy bien. Así pues, aquellos que quería pasar un buen rato, podéis agregar a vuestra lista de pendientes esta película.



Conclusión: Monstrum es una película muy divertida. Las batallas contra el monstruo son muy vistosas y los efectos especiales están a un buen nivel, aunque a veces se note demasiado el CGI. Aún así, los personajes son lo suficientemente carismáticos para que nos quedemos con un buen sabor de boca tras finalizar la película. Una historia sencilla que hará las delicias de los amantes de las monster movies clásicas.



TRÁILER DE MONSTRUM:



FICHA TÉCNICA/ARTÍSTICA DE MONSTRUM:


Título original: 물괴 (Monstrum)

País: Corea del Sur

Año: 2018

Duración: 105 min.

Director: Huh Jong-Ho

Guionista: Huh Jong-Ho, Heo Dam

Música: Mowg

Fotografía: Kim Dong-Young

Reparto: Choi Woo-Sik, Kim In-Kwon, Kim Myeong-Min, Lee Hyeri

Productora: Taewon Entertainment

Género: Fantástico / Thriller / Drama

Nota: 7/10



PLATAFORMA DISPONIBLE PARA SU VISIONADO: NETFLIX.


NO DISPONIBLE EN BLU-RAY NI DVD EN ESPAÑA.



CARTEL OFICIAL



#Recomendaciones #Monstruos #Fantástico #CoreadelSur