©2019 por Asian Madness. Creado con Wix.com

  • Jay Fer

Shanghai Fortress

¡Buenas tardes amantes de lo asiático!


Hoy estamos ante un nuevo fail del cine chino, estamos ante otro de esos blockbusters de fórmula artificial y aburrida que no sabe qué camino tomar para entretener al espectador y que se ha llevado un auténtico batacazo en la recaudación de la taquilla china (la película costó 400 millones de yuanes y otros 70 de promoción) consiguiendo poco más de 80 millones en su primer fin de semana. Estamos hablando de Shanghai Fortress, una nueva película de acción y ciencia-ficción futurista protagonizada por el idol Lu Han y la bellísima Shu Qi, dos apuestas seguras a la hora de convencer al público para ver esta película, pero que no han conseguido sus objetivos iniciales. Parece ser que el éxito de The wandering earth no puede extrapolarse a esta cinta, cosa que sí pensaron sus productores, los cuáles ya han sido criticados con dureza.


Shanghai Fortress es una historia de amor con unos pocos alienígenas de por medio y algunas escenas de acción llenas de explosiones y batallas aéreas que aunque están bien llevadas a cabo, se hacen algo monótonas en su mayoría. El problema de esta producción no se halla en lo técnico sino en lo vacío de su contenido, epicidad y emotividadad. Un producto sin alma y carente de interés que nos muestra unos personajes planos y llenos de tópicos que asustarían hasta al más neófito en esto del séptimo arte. Los críticos ya la lincharon en su primer fin de semana en taquilla, avaluándolas con solo una estrella en sus reseñas y dejando claro que estábamos ante un desastre a voces. 



Sinopsis: Ambientada en un futuro inexacto, la ciudad china de Shanghai lucha para defenderse contra un ataque en curso de una fuerza alienígena que ha atacado y que ha asediado numerosas ciudades de todo el mundo en su búsqueda por obtener una energía oculta que solo se encuentra en la Tierra. Un escuadrón de fuerzas especiales llamados Águilas Grises tendrán que proteger la ciudad fortaleza para que la humanidad no se vea abocada a su extinción. Una cinta de ciencia-ficción con grandes alardes técnicos que se olvidó de lo más importante en el cine: entretener y convencer.


Lu Han, protagonista de esta película, sigue demostrando el mediocre actor que es al no saber llevar con firmeza su papel principal en esta historia y al dejar claro que no sabe escoger bien sus proyectos. Recordemos pues, que desde su debut como actor en 2015 ha participado en gran variedad de proyectos, a cada cual más mediocre, entre los que encontramos La gran muralla de Zhang Yimou, Time Raiders o The Witness, entre otras. Parece ser que toda esa experiencia acumulada no le ha servido de mucho y su interpretación dista mucho de ser buena. Aunque eso sí, no le hago recaer toda la culpa de este desastre a él, pues el guión no daba para más, y aún menos su personaje, el cual parece sacado de una mente prefabricada.



Lo mejor de la cinta puede ser Shu Qi (a nivel interpretativo), con sus miradas profundas y su pose fría como un témpano al estar al frente de la resistencia de Shanghai, pero pronto veremos desmontadas nuestras esperanzas cuando la película deje atrás la invasión alienígena para centrarse entre la historia de amor pedante que se da entre nuestro protagonista y Shu Qi, convirtiendo la ciencia-ficción en un pesaroso viaje de amor que no sabremos como afrontar. Los altibajos no paran de darse en esta Shanghai Fortress que nos intercala escenas trepidantes en los cielos de la ciudad a diálogos interminables e insufribles entre sus personajes. Los blockbusters chinos se me hacen siempre muy cuesta arriba por este tipo de cosas.


Y aunque su final no está del todo mal (se viene pequeño spoiler), sobretodo por morir la mayoría de sus personajes (de lo que me alegro), y sus efectos especiales están a buen nivel, la película no puede ser catalogada más que de un aburrimiento evitable. Netflix sigue apostando por las superproducciones chinas sin ton ni son y sigue flojeando a la hora de incluir buen cine asiático en su catálogo. Sin alargarme con tonterías, quiero dejar claro que a mí la película me ha parecido una pérdida de tiempo difícilmente salvable. Para sufrir ya estoy yo, no os preocupéis. 



Conclusión: Una nueva superproducción china vacía en su contenido y aburrida en su contexto. Una película que solo es una demostración del poderío técnico al que puede llegar un país que ha descuidado su cine en pos de una recaudación económica que no les acaba de funcionar estos últimos tiempos. Una fiesta a la que es mejor no estar invitados.



TRÁILER DE SHANGHAI FORTRESS:



FICHA TÉCNICA/ARTÍSTICA DE SHANGHAI FORTRESS:


Título original: 上海堡垒 (Shanghai Fortress)

País: China

Año: 2019

Duración: 107 min.

Dirección: Teng Hua-Tao

Guionista: Nan Jiang

Música: Lee Dong-Jun

Fotografía: Geoffrey Simpson

Reparto: Shu Qi, Lu Han, Godfrey Gao, Vincent Matile

Productora: HS Entertainment Group / Leeding Media

Género: Ciencia-Ficción

Nota: 4'5/10



PLATAFORMA DISPONIBLE PARA SU VISIONADO: Netflix.


NO DISPONIBLE EN BLU-RAY NI DVD EN ESPAÑA.



CARTEL OFICIAL



#Decepciones #China #CienciaFicción

25 vistas